26.11.08

Panteón de Roma, proyecto y ladrillos

Trata este artículo de desmontar la certeza arqueológica, hoy mayoritaria, que establece que la autoría del edificio del Panteón de Roma pertenece al emperador Adriano y no al arquitecto Marco Agripa.
El Panteón, que fue construido originalmente como un "templo a todos los dioses" durante el período de Augusto, fue proyectado por Agripa, consagrado como templo en el 27 a.C., y restaurado por primera vez por Domiciano, luego, y después de un incendio fue reconstruido por Adriano, y por último, Septimio Severo realizó obras de mantenimiento, hoy en día sigue en pie.


¿Quién fue el autor del edificio que hoy se levanta en la ciudad de Roma?
La academia ya ha contestado a esta pregunta: el Panteón de Agripa fue otro edificio que se levantó en el año 27 a.C. en el Campo de Marte y que fue destruido por un incendio en el año 80 d. C.
Adriano mandó construir, sobre los cimientos del templo arrasado por el fuego, y en nombre de Agripa, un nuevo templo de cuyo proyecto se encargó el gran arquitecto del siglo I Apolodoro de Damasco entre el 118 y el 125 d.C.
El edificio original tenía una planta rectangular y un patio a sur de forma círcular, y su estructura era completamente diferente al edificio de Adriano.

Déjeme de manera breve exponer porque no creo en esta explicación:

La consideración de que el Panteón es un edificio con la autoría de Adriano, y no de Agripa, es debido principalmente a la aparición, a finales del siglo XIX, de ladrillos con el sello de Adriano en los muros del edificio.

Estos ladrillos, aparecidos durante la inspección de los muros por parte de arqueólogos, son la prueba de que en el siglo II d.C. se llevaron a cabo obras de reconstrucción, algunas de ellas de gran importancia, como el levantamiento de un nuevo pronaos en la fachada norte del edificio, pero según mi opinión no determinan quién es el autor del edificio, quién ideo el proyecto.

Las excavaciones realizadas en el perímetro han determinado que la forma del edificio, un cuerpo circular y un pronaos rectangular, es la propia de la época de Augusto, tal con describe Casius Dio a principios del siglo III d.C., y que la idea del edificio se mantiene desde el proyecto original de Agrippa, quién siguió siendo el autor de edificio, mandando Adriano el reconocimiento de su autoría en la fachada.



EN ROJO LOS MUROS DEL SIGLO I a.C. - DEL EDIFICIO DE AGRIPA


Ver:
PANTHEON - EXCERPT FROM RODOLPHO LANCIANI'S
THE RUINS AND EXCAVATIONS OF ANCIENT ROME


Escribío Dio Cassius en el siglo III d.C. en Historia de Roma, Libro LIII:
Después de estos logros en las guerras, Augusto cerró el recinto de Jano, que se había abierto a causa de estas. Mientras tanto Agrippa engalanaba la ciudad, a sus propias expensas. En primer lugar, en honor de las victorias navales completó el edificio llamado la Basílica de Neptuno, donde añadió dando brillo, la pintura que representaban a los argonautas... También completó el edificio llamado el Panteón. Tiene este nombre, tal vez debido a que recibió, entre las imágenes del decorado, varias estatuas de dioses, entre ellos Marte y Venus, pero mi propia opinión de este nombre es que, debido a su techo abovedado, que se asemeja a los cielos.

Parece claro que el edificio que hoy conocemos es el descrito por Dio Cassius y proyectado por Agripa.


La biografía de Augusto escrita por Suetonio, nos permite pensar que la inscripción del frontón ya se encontraba en el edificio a comienzos de la Era:
"Evidentísimos presagios anunciaron también su muerte, de la que hablaré en seguida, y su apoteosis. Cuando cerraba el lustro en el campo de Marte, ante innumerable multitud, un águila voló muchas veces en derredor suyo, y dirigiéndose en seguida al frontispicio de un templo inmediato, donde estaba grabado el nombre de Agripa, paróse sobre la primera letra."
Suetonio. Vida de Augusto
Era el Panteón el único templo existente en el Campo de Marte en el siglo I, y en él figuraba el nombre de Agripa.


Solo desde finales del siglo XIX se ha comenzado a plantear dudas sobre la autoría de Marco Agripa.
Parece que durante el siglo XX se ha olvidado, en el caso del Panteón, un aspecto muy importante a la hora de analizar cualquier obra de arquitectura, utilizaré como ejemplo otro importante edificio de la historia de la arquitectura: El Pabellón Alemán de Barcelona.

Proyecto y autor
El Pabellón Alemán de Barcelona fue diseñado por Ludwig Mies van der Rohe como pabellón nacional de Alemania para la Exposición Internacional de Barcelona en 1929 que se celebró en Montjuïc.

El Pabellón de Barcelona, obra simbólica del Movimiento Moderno, ha sido estudiado e interpretado exhaustivamente al tiempo que ha inspirado la obra de varias generaciones de arquitectos. Fue diseñado por Ludwig Mies van der Rohe (1886-1969) como pabellón nacional de Alemania para la Exposición Internacional de Barcelona de 1929. Construido con vidrio, travertino y distintas clases de mármol, el Pabellón se concibió para albergar la recepción oficial presidida por el rey Alfonso XIII junto a las autoridades alemanas. Tras la clausura de la Exposición, el Pabellón fue desmontado en 1930. Con el tiempo se convirtió en un referente clave tanto en la trayectoria de Mies van der Rohe como para el conjunto de la arquitectura del siglo XX. La significación y el reconocimiento del Pabellón llevaron a pensar en su posible reconstrucción. En 1980 Ignasi de Solà-Morales, Cristian Cirici y Fernando Ramos fueron los arquitectos designados para la investigación, el diseño y la dirección de la reconstrucción del Pabellón.

Los trabajos se iniciaron en 1983 y el nuevo edificio se inauguró en 1986 en su localización original.


Los materiales fueron similares a los utilizados en la primera construcción: cristal, acero y cuatro tipos distintos de mármol (travertino romano, mármol verde de los Alpes, mármol verde antiguo de Grecia y ónice doré del Atlas). Todos ellos de las mismas características y procedencia que los utilizados inicialmente en 1929, pero el edificio tuvo que ser pensado para permanecer en el lugar de forma permanente y no como un pabellón temporal, lo que hizo necesario algunas modificaciones en su sistema constructivo, en su cimentación, la cubierta, sus instalaciones, etc., pero siempre según la idea del proyecto original de 1929.

La originalidad de Mies van der Rohe en el uso de los materiales no radica en la novedad de los mismos sino en el ideal de modernidad que expresaban a través del rigor de su geometría, de la precisión de sus piezas y de la claridad de su montaje.

Para la historia de la arquitectura el Pabellón Alemán de Barcelona es obra de Mies van der Rohe. El es el único autor, incluso de la reproducción que hoy podemos ver en su lugar original.
Si alguien quisiera hacer olvidar el nombre del arquitecto alemán por el de los tres arquitectos directores del segundo edificio estaría cometiendo un error. Ni siquiera los tres arquitectos catalanes permitirían tal injusticia.

En el caso del Panteón, Adriano tampoco permitió que se olvidase al único autor del edificio, y por ello mando mantener en su frontón: "M. Agrippa fecit": M. Agripa lo hizo.

EL PANTEON - IDEA DE PROYECTO
El Panteón, es el edificio más importante de la arquitectura europea, su alarde técnico y su antigüedad, presente aún en la ciudad de Roma del siglo XXI, lo hace una obra única y casi sin comparación posible.

Mucho se ha escrito sobre este singular edifico, de su depurada técnica constructiva, del alarde que su cúpula imposible significó en la antigüedad, y de la admiración que hoy en día levanta entre arquitectos y ciudadanos de todo el "orbis terrarum".

Ver: El Panteón de Roma

Ver: El Mausoleo de Augusto y Agripa

Si bien existen referencias de Plinio "el viejo" y de Dión Casio sobre la construcción del Panteón por Augusto y Agripa, no tenemos ninguna referencia directa de la construcción de un edificio totalmente nuevo en tiempo de Adriano, aunque si de su rehabilitación, incluyendo la inscripción del pronaos referenciando a Marco Agripa como único autor del edifico.

Para mí es muy llamativa esta voluntad mayoritaria tan decidida de alejar la construcción del edificio del momento en que Agripa ejerce de arquitecto, mientras se olvida la relación directa que el Panteón tiene con el Mausoleo en su cronología, emplazamiento e "idea" arquitectónica.

Ambos edificios se pueden explicar de manera conjunta, como las dos caras de una misma moneda ideológica acuñada por Augusto y Agripa. Ambos manifiestan la nueva cosmogonía del Principado.

En capítulos independientes he tratado sobre el Panteón como edificio proyectado por Agripa y, según mi opinión, de su contemporáneo, el Mausoleo de Augusto y Agripa.



Emplazamiento de ambos edificios

CAMPO DE MARTE - ROMA

Quiero presentar en imágenes las posibles similitudes que ambos edificios presentan. Ambos edificios son ejemplo de la "ARQUITECTURA" que Vitruvio describe en su tratado: "Partes ipsius architecturae sunt tres, aedificatio, gnomonice, machinatio" Tres son las partes de la arquitectura: la Edificación, la Gnomónica y la Mecánica.

Los dos edificios, de proporciones cósmicas, reproducen, en sus dimensiones, la esfera celeste en la que los siete astros o divinidades principales del panteón romano presencian las actuaciones de los hombres.


EL PANTEON

El Panteón en su cúpula, con sus exactas proporciones, representa la bóveda celeste. Y los cinco niveles del artesonado de la cubierta representan las cinco esferas concéntricas del sistema planetario antiguo. El "oculus" central, que domina el espacio interior y es la única fuente de luz de todo el edificio, representa admirablemente el sol durante el día.


EL MAUSOELO

En el Mausoleo cinco anillos construidos con centro geométrico en el lugar donde se encuentran las cenizas del emperador, el "Hijo del Sol"; es una simple analogía cosmológica que rememora el movimiento de la rotación cósmica, y que permite comprender, de la manera más completa, la arquitectura edificada en aquel lugar.

Planta cenital del Panteón   -  Planta del Mausoleo

En el Panteón el centro es el dios sol, en el Mausoleo el centro es el hijo del dios sol, el hijo de Apolo: Augusto.


SECCION DE AMBOS EDIFICIOS

La comparación entre las plantas y secciones de ambos edificios nos permite comprobar la similitud entre ambas ideas arquitectónicas. Desde el análisis arquitectónico estricto ambos edificios pudieron tener el mismo autor.

Su emplazamiento en el Campo de Marte, enfrentando sus accesos, y completando un recorrido que unificaría a ambos con el Horologium y el Ara Pacis realizados en los últimos años del siglo I a.C., permite comprender mejor la relación entre los dos edificios.


MAQUETA DE AMBOS EDIFICIOS

LAS TERMAS DE AGRIPA
Marco Agripa construyó, en un solar al sur del ocupado por el Panteón, las primeras termas públicas permanentes en Roma con un gran lujo en las decoraciones. El edificio formaba parte del conjunto urbanizador del Campo de Marte proyectado por el propio Agripa.
La sala del caldarium estaba cubierta por una bóveda de 25 m. de diámetro ricamente decorada. Esta solución técnica bien pudo ser el antecedente de la que cubrió el Panteón y que tenía 43.20 m. de diámetro.

RECONSTRUCCION POR -www.hardav.co.uk-

Es muy interesante comprobar como Agripa no solo da respuesta técnica con una cúpula al edifico del Panteón, sino que investiga esta innovadora solución en otros edificios contemporáneos, que permiten comprobar la inodeidad de sus propuestas.
Es curioso como recientemente se niega también la autoría de la cúpula de las termas al propio Agripa.

Son los edificios del Campo de Marte, y entre todos ellos los tres aquí referenciados, ejemplos construidos de los postulados vitruvianos. No pretendo detallar porque razón el Panteón, (el edificio que posee grabado el nombre de su autor de forma mas explicita de la historia): M.AGRIPPA L.F. COS TERTIVM FECIT, es de manera casi unánime adjudicado a Adriano.
Las razones son sin duda complejas y van aparejadas al eclipse que Marco Agripa ha recibido en la historia, y basadas en la creencia, sin duda equivocada, de que un edificio como el Panteón, está compuesto por solo meros ladrillos, y que es más importante el sello de su artesana fabricación, que la mente que ideo la arquitectura que conforman.

La verdadera arquitectura no está formada por ladrillos, la arquitectura es una "IDEA" que pone en marcha al mundo, y quién lo conoce lo respeta por siempre. Nadie olvidará a Mies van der Rohe como autor del Pabellón Barcelona, no permitamos que a Marco Agripa le sea hurtada su gran obra.

MARCO AGRIPA
 
 


Ver: El Panteón de Roma

Ver: El Mausoleo de Augusto y Agripa

Ver: Las Termas de Agripa

Ver: Pabellón Barcelona


© Carlos Sánchez-Montaña

.

1 comentario: